Consejos para no engordar después de haber bajado de peso

Muchas personas pierden peso sólo para recuperarlo todo en unos pocos meses. Se sabe que casi el 80-90% de los que hacen dieta fallan en la pérdida de peso simplemente porque no saben los secretos para mantener un peso corporal saludable.

Por supuesto que aparte de las opciones lógicas del estilo de vida que llevas y los factores dietéticos, nuestros genes y nuestro complejo sistema bioquímico también juegan un papel en el control del peso. Pero existen ciertas pautas que puedes seguir para mantener esa pérdida de peso durante toda la vida.

formas fáciles de mantener el peso

Los siguientes consejos son algunas formas fáciles de mantener tu peso corporal:

10 formas fáciles de mantener el peso

1. Pésese semanalmente

Esta es una manera importante de mantener la pérdida de peso indiferentemente si estás haciendo o no ejercicio. Elige la misma hora del día una vez por semana y usa la misma ropa (aunque lo mejor es pesarte con un mínimo de ropa). Mantén un registro semanal de tu peso corporal. Esto te ayudará a seguir tu progreso con el tiempo y a tomar medidas a tiempo si vez que estas empezando a subir de peso.

2. Establece un límite máximo

Una vez que hayas logrado tu meta de perder peso, establece un límite máximo para el aumento de peso. Por ejemplo: tú puedes permitirte ganar de nuevo de 1 a 1,5 kilos. Si cruzas el umbral de los 1,5 kilos entonces tienes que tomártelo como una señal para revisar tu dieta de cerca y también para hacer un poco de ejercicio. Tal vez tengas que volver a aplicar las estrategias que usaste para bajar de peso. Esta es la clave para mantener un peso saludable.

3. Lleva un diario para el control del peso

Llevar un diario es una buena idea para llevar la gestión del peso (puedes hacer clic en este LINK para aprender cómo hacer un diario de dieta). Mantener un registro de lo que comes y cuánto ejercicio haces puede ayudarte a mantenerte responsable y te va a permitir mantener tu peso toda la vida.

Maneras de mantener tu peso ideal

4. Desayuna todos los días

Las investigaciones han demostrado que las personas que se saltan el desayuno tienden a ganar peso ya que se complacen en comer alimentos o antojos poco saludables. Un buen desayuno consistente en nueces o frutos secos, carne magra, frutas y verduras, esto te mantendrá lleno durante más tiempo y te permitirá comer comidas más pequeñas durante el día. Saltarse el desayuno puede llevar a tener más hambre y a elegir comer alimentos poco saludables y en exceso.

Visita este artículo:
Cómo perder peso rápido

5. Come comidas pequeñas aunque frecuentes

En lugar de comer comidas enormes 3 veces al día, come de 4 a 6 comidas pequeñas. Practica el control de las porciones en las comidas principales.

  • Incluye proteínas, frutas y verduras en cada comida. Merienda alimentos saludables como nueces, semillas y ensaladas con salsas bajas en grasa.
  • Come a la misma hora todos los días y planifica tus comidas con anticipación para que no termines comiendo basura. No almacenes alimentos tentadores y ricos en calorías en casa.
  • Evita comer delante de la televisión, ya que esto puede conducir a atracones de comida.
  • Mastica lentamente y deja de comer una vez que estas lleno.

6. Involucra a amigos y familiares

Si anuncias tus intenciones de mantener tu pérdida de peso para todo la vida tendrás mejores oportunidades de tener éxito. Es muy importante ante todo involucrar a tu familia más cercana. Compra alimentos saludables y limita almacenar en tu despensa platos listos para comer o cenas congeladas. Cuando toda la familia trabaja hacia un objetivo común, las posibilidades de mantener el peso de por vida se incrementa. Diles a tus amigos acerca de tus planes para que también puedan motivarte. Intenta llevarlos a bordo para que coman sano y hagan ejercicio contigo.

7. Bebe más agua

Necesitas por lo menos de 8 a 10 vasos de agua todos los días. Esto es necesario para prevenir la deshidratación que a menudo se confunde con el hambre. Trata de tomar bebidas libres de calorías y sin cafeína si es posible.

Toma agua para bajar de peso

8. Ten 8 horas de sueño diario

El sueño también es muy importante para evitar el aumento de peso. Si el estrés está interfiriendo con tu sueño, prueba una respiración profunda, la meditación y otras técnicas de relajación para calmar tu mente y dormir. Esta es una manera fácil de mantener el peso sin ejercicio.

9. Sé más activo

Incluso si odias el ejercicio y estás siguiendo una dieta baja en calorías, no hay manera de eludir el hecho de que la mejor manera de mantener el peso y evitar aumentarlo es quemar calorías. Puedes elegir una actividad que te guste, como bailar, nadar o caminar a paso ligero. Las actividades simples como subir las escaleras en vez tomar del ascensor, caminar al supermercado, etc. también pueden sumar. Jugar con niños o sacar tu perro a pasear son algunas maneras de mantener el peso después de haberlo perdido. La jardinería, la limpieza de la casa y otras tareas son excelentes maneras de quemar calorías.

10. Trata los problemas de salud subyacentes

Muchas condiciones de salud pueden impedir que pierdas peso y que también mantengas dicha perdida. Estas incluyen la diabetes, el desequilibrio hormonal, la tiroides, menopausia, etc. Todos pueden causar un aumento de peso o interferir con tu capacidad para mantener el peso. Hable con un endocrinólogo para contrarrestar estos problemas. Esto es muy importante para mantener la pérdida de peso durante toda la vida.

Estas formas fáciles pueden ayudarte a mantener la pérdida de peso después de una dieta baja en calorías. ¿Conoces algún otro consejo? ¡Compártelo con nuestros lectores!


Acerca del Autor

Desde joven siempre he sido un apasionado de la nutrición, de la vida saludable y de los temas relacionados con el desarrollo personal. Me sigo considerando un estudiante activo por lo que me dedico a transmitir información importante sobre todos estos temas.

Deja un comentario