4 formas en que los ejercicios van a mejorar tu salud mental

¿Eres infeliz en la vida? ¿Te falta confianza en ti mismo? ¿Quieres ser más saludable?

Hay una manera de hacerlo y no implica que gastes dinero comprando un gadget cursi. Todo lo que necesitas para mejorar esta parte de tu vida es comenzar a hacer ejercicio. A medida que empieza el nuevo año, es el momento perfecto para comenzar a hacer una lista de objetivos para cumplir.

Ejercicios y salud mental

Formas en que los ejercicios van a mejorar tu salud mental

No te preocupes por escribir una larga lista de cosas que quieres cambiar de ti mismo. Mantenlo simple. Escribe una sola palabra: “Ejercicio” y observa cómo hacer eso puede mejorar muchos otros aspectos de tu vida.

¿Sabías que hacer ejercicio hace más que solo ayudarte a mantenerte en forma?

Además de brindarte un mejor cuerpo y hacerte más saludable, el ejercicio también beneficia tu salud mental y tu capacidad cerebral incluida la reducción de la ansiedad y los síntomas de la depresión al mismo tiempo que aumenta la capacidad cognitiva.

1. El ejercicio te hace feliz

El ejercicio libera endorfinas en tu cuerpo. Las endorfinas son sustancias químicas producidas por el sistema nervioso central que no solo ayudan a disminuir el dolor sino que también provocan sentimientos positivos.

La sensación que obtienes no es algo de corto tiempo que desaparecerá tan pronto como la adrenalina disminuya. El ejercicio regular puede producir beneficios psicológicos a largo plazo. El ejercicio regular te pondrá una sonrisa en la cara y te dejará sintiéndote mejor y más seguro después de cada entrenamiento.

Ejercitar es una excelente manera de hacer terapia física para los trastornos mentales como la depresión y la ansiedad. En muchas partes de Europa, los médicos hacen que los pacientes intenten hacer ejercicios como una forma de controlar tu depresión antes de recetar medicamentos.

Este enfoque puede no funcionar para aquellos con personas que sufren desequilibrios químicos más severos pero para muchos funciona de maravilla. Incluso para aquellos que aún necesitan medicamentos o asesoramiento, el ejercicio ayudará a aumentar la efectividad de esos tratamientos.

2. El ejercicio reduce el estrés

El estrés es uno de los mayores asesinos en todas partes del mundo.

Contribuye al aumento de peso (que viene con una gran lista de problemas de salud), presión arterial alta, apoplejía, enfermedad cardíaca, problemas gastrointestinales y durante un período prolongado, el estrés puede causar un impacto adverso y prolongado en la salud mental.

Gran parte de nuestro estrés diario es inevitable. Los trabajos que producen alto nivel de estrés como la aplicación de la ley, la medicina o trabajar en cualquier campo altamente competitivo pueden aumentar los niveles de estrés.

Agregue a esto el estrés diario que produce el conducir a través del tráfico en hora pico, ese vecino molesto o el carrito de compras tambaleante. No es de extrañar por qué tantos de nosotros somos bombas de tiempo listas para explotar.

El ejercicio ayuda a reducir y eliminar el estrés, de la misma manera que te hace más feliz a través de las endorfinas.

El ejercicio también aumenta las concentraciones de norepinefrina el cual es una sustancia química que puede moderar la respuesta del cerebro al estrés. Las endorfinas ayudan a combatir el estrés y la ansiedad y contribuyen a que estés más tranquilo.

Un buen entrenamiento te deja pensando de manera más lógica, sin que todas las emociones negativas nublen tu juicio.

Hacer ejercicio en una cinta de correr o levantar pesas es casi meditativo.

Le permite a tu mente desconectar y alejarse de cualquier preocupación o problema que esté rebotando por allí. Si quieres llevarlo al siguiente nivel, trabaja la meditación real en tu rutina de ejercicios.

3. El ejercicio mejora la autoconfianza

La confianza en uno mismo es un factor decisivo en lo exitoso que somos en la vida.

Simplemente creer que podemos hacer algo a menudo es suficiente para que logremos conseguir nuestros objetivos, incluso aunque estén al final de un largo camino. La vida es un juego mental y cuanta más confianza tengas en ti más saludable será tu estado mental.

El ejercicio ayuda a construir tu autoestima. Cuando haces ejercicio, estás realizando una tarea y también te ves mejorar mental y físicamente. Te sientes mejor acerca de cómo te ves y cómo te sientes. Ambas cosas generan confianza.

El ejercicio te permite descubrir que tu cuerpo es capaz de realizar hazañas increíbles y te permite ver cómo te fortaleces. Una gran actividad para ayudar a manifestar este impulso de autoconfianza es hacer ejercicios de peso libre.

Con estos ejercicios tú estás completamente a cargo: eliges los pesos, las repeticiones y el tipo de levantamiento de pesas que desees. También sirve para que midas tu progreso.

Haga entrenamiento con pesas durante seis meses y luego ve con qué facilidad puedes levantar la cantidad de peso con la que comenzaste. Te sentirás como un superhéroe.

Por lo general necesitarás alguien que este contigo, no solo por seguridad sino también para darle otro un impulso de confianza en sí mismo.

4. El ejercicio mejora la capacidad mental

La ciencia ha demostrado que la mente y el cuerpo no son dos entidades separadas.

Uno afecta al otro, y el rendimiento físico muy a menudo refleja el rendimiento mental. Cuando haces ejercicio, envías más sangre al cerebro lo que permite pensamientos y conexiones más claras.

También ayuda a mejorar tu memoria debido a la liberación de endorfinas que estimula la codificación, el almacenamiento y la recuperación de información en tu cerebro. Piense en la forma en que el ejercicio reduce el estrés, la ansiedad y la depresión.

Digamos que estás estresado y ansioso por una gran presentación que tienes que dar en el trabajo al día siguiente. Todas esas preocupaciones son tu mente gastando energía y aunque sepas esto, tu mente podría estar demasiado preocupada con esos pensamientos negativos para detenerlos.

El ejercicio puede darte una forma de detenerlos. Por lo tanto, en lugar de insistir en lo negativo, puedes centrarse en las formas positivas para hacer que la presentación sea aún mejor.

Conclusión

Al hacer ejercicio no solo mejorarás tu salud física sino que también mejorarás tu salud mental, haciéndote más feliz, más inteligente y más relajado. Encuentra esa pequeña mota de motivación para comenzar y déjala volar.

Pronto descubrirás que el éxito conduce a más éxito, así que sigue así y ve lo increíble que hará una buena rutina para este año.

¿Tienes alguna otra forma en que el ejercicio mejore tu salud mental? Deja un comentario a continuación.


Acerca del Autor

Desde joven siempre he sido un apasionado de la nutrición, de la vida saludable y de los temas relacionados con el desarrollo personal. Me sigo considerando un estudiante activo por lo que me dedico a transmitir información importante sobre todos estos temas.

Deja un comentario